Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar

AUTOS

Mujer al volante: ese espacio privado y personal

Por Paula Palacios 31 May, 2019

El automóvil se convierte en un verdadero refugio para sus conductoras. Un lugar en movimiento que contribuye a ese respiro tan necesario, ese minuto para estar sola y experimentar placeres como la música o un silencio seguro.

Mujer al volante: ese espacio privado y personal

La imagen más reciente es la de Julianne Moore, como Gloria Bell, al inicio de la película homónima del director chileno ganador del Oscar Sebastián Lelio. Allí va la colorina, al volante camino al trabajo y con la radio al más alto volumen con el hit A Little More Love, de Olivia Newton-John. Canta a todo pulmón. Nadie la ve, es un momento propio, de placer, de intimidad, de individualidad. Un #memoment. El mismo que años antes replicaba Pali García en la versión nacional de la cinta, en 2013. Sensación universal -sin país ni idioma- de dicha sobre ruedas.

Entre carreras al trabajo, idas al supermercado, pasar a buscar niños al colegio, ir al gimnasio como parte de las mil y una actividades que realizan las mujeres durante el día, el automóvil se convierte muchas veces en un refugio; un espacio que no solemos encontrar ni siquiera en los propios hogares. Manejar -pese a lo que muchos pueden creer- contribuye a que muchas se den ese respiro tan necesario. Es el minuto en que están solas y que permite pensar, reflexionar sobre tantas cosas y, por último, quedarse en blanco escuchando la música que les gusta y relaja.

Es lo que le ocurre a la conductora de televisión Claudia Conserva, quien confidencia que apenas se sube a su auto entre grabaciones de su espacio Milf (en el canal TV+) coloca la música que necesita en ese momento, dependiendo de su ánimo y medita sobre diferentes temas: desde los compromisos que tiene ese día hasta lo rápido que se pasa la vida…

“Mis trayectos son cortos, ¡por suerte! Pero el auto es un buen momento para pensar o simplemente cantar. Hace dos meses volví a nadar y ese es otro momento de mucha tranquilidad, donde estoy totalmente desconectada del exterior, sin teléfono, sin escuchar nada excepto mi música de relajación (tengo audífonos acuáticos) y puedo meditar en lo que quiera o simplemente pensar en cuantas vueltas llevo. Honestamente creo que ese lugar de paz puede ser cualquiera. No es necesario nada especial, excepto estar sola e irse para adentro un rato”.

Por eso las conductoras buscan hacer del auto una experiencia que va más allá del medio de transporte. El equipamiento interior ya no es sinónimo de ‘chiches’. Quieren estar al día de todas las funcionalidades de un vehículo.

En sintonía con ese ánimo, las compañías automotrices invitan a experimentar todas las novedades en cuanto al equipamiento. Por ejemplo, en Chile la firma Derco tiene su foco en mostrar todas las características de las marcas que ofrecen con alto estándar de calidad y diseño (Suzuki, Mazda, Renault, Haval, Great Wall, Changan, JAC).

Así, Derco no sólo facilitan el clásico test drive, sino que con un sitio de evaluación de sus propios modelos por YouTube (LINK AQUÍ) para hacer más fácil encontrar el auto con tecnologías de punta en materia de seguridad, conectividad y confort que haga de manejar.

Uno de los negocios automotrices de la misma empresa es Dercocenter.cl. Este sitio web está pensado para complementar la búsqueda del auto según ese espacio interior que se desea. La página incluye todas las marcas y, de manera amigable, la conductora puede comparar, cotizar y puedes buscar el modelo que está dentro de su presupuesto con todo el equipamiento para hacer ese vehículo suyo. Su lugar personal.

“Hay una necesidad de espacio y que buscamos día a día”, asegura Pamela Gajardo, profesora de Bikram yoga y directora de la Fundación Ayacara cuando le preguntamos sobre el auto como un lugar personal y femenino. En su trayectoria como una de la yoguistas más antigua de Chile, ha visto cómo miles de mujeres llegan hasta sus salas en busca de un lugar que las ayude y les sirva para sanarse y limpiarse del estrés que le genera una alta demanda en todos los planos de su vida.

Seguridad, confort, espacio, equipamiento y tecnología son los principales requisitos que buscan las mujeres a la hora de escoger un auto porque al final del día son hartas las horas que pasamos al volante, convirtiéndose este muchas veces en la prolongación de nuestra casa o de nuestra oficina versión “cuatro ruedas”.

Muchas de las marcas de Derco tienen desde simples portaobjetos realizados con alto diseño (como el elegante Mazda All New CX-5), pensando en la accesibilidad en los trayectos, hasta el amigable audio streaming (Suzuki Baleno).

Para la actriz Katy Kowaleczko, quien suele andar sola, su auto es un lugar personal donde tiene todo lo básico que necesita, incluyendo un buen cenicero, cigarrillos de repuesto y encendedor.

“Hay momentos en que me estaciono por ahí para leer, trabajar, estudiar, incluso tejer cuando tengo que hacer tiempo. Si no hay otro espacio, me viene muy bien estar dentro del auto. Lo ideal sería hacer estas actividades en un rico café con terraza, pero mi auto me resulta un espacio privado y personal. Es un lugar donde me siento muy tranquila, a pesar de los hechos delictuales que salen en las noticias”, explica.

Lo que más le atrae a la actriz es que se trata de un lugar íntimo, que no es de libre acceso para todo el mundo. Lo compara con un café de barrio, discreto y atendido por sus propios dueños.

Más información: www.dercocenter.cl

Lo más reciente

cerrar